Cóndores Limeños

Andean Condor Vultur gryphus. Santa Eulalia Canyon. Photo: Alejandro Tello.

by AlejandroTello on 15 junio, 2011 · 5 comments

in Articulos

Las Desconocidas Fuentes de Agua y Vida Silvestre de Lima

Inexistentes para la mayoría de los habitantes de  la metrópoli capitalina, los cercanos y a  la vez altos andes de Milloq y Marcapomacocha,  nos siguen ofrendando el agua que se produce en sus nevados, bofedales y lagunas. Vital líquido que  desciende surcando diversas vertientes rumbo al océano pacifico, no sin antes, calmarnos la sed  en pleno desierto costero y también originar,  en estas cordilleras donde vuelan los cóndores, a una singular  y variada biodiversidad que es necesario  valorar.

Donde vuelan los cóndores

Trepábamos por una ruta que nos dirigía prácticamente  a raya del espectacular cañón de Santa Eulalia, el camino subía zigzagueante entre los rezagos de las últimas lluvias, que discurrían a través de algunas pequeñas quebradas; dejando atrás la puerta de ingreso a este cañón, con sus recreos campestres y celebradas pachamancas cinco sabores, por los que el valle de Santa Eulalia  es reconocida. Para la mayoría de mis compañeros en este viaje, era la primera vez que surcaban por este camino, el descubrimiento de  estas agrestes montañas andinas y el torrentoso rió fluyendo muchos metros mas abajo, parecían contrastar fuertemente nuestras nociones sobre la cercanía  a la capital; cuando de improviso y casi rasando el vertiginoso puente Utisha, una pareja de cóndores surcaron  la  bóveda celeste del temprano día y, despuntaron sus sombras sobre  nosotros – no estábamos en el Colca, era aquisito no mas -. Los cóndores se elevaron meciéndose al compás del viento, para luego alejarse  lentamente en dirección Este, hacia la Cordillera La Viuda, (nombre que devela el color oscuro de sus empinadas faldas de roca volcánica y que  en unas horas  se nos iría haciendo visible  delante de nosotros). Estas mitológicas aves suelen sobrevolar los  serpenteantes caminos  que surcan  los acantilados y se dirigen a lugares aún más altos, entre las crestas de las montañas, donde algunas comunidades nos muestran sus verdes  parches de terreno cultivado, como si también estuvieran  suspendidos de aquel espinazo  de rocas y tierra húmeda del invierno andino.

Aguas frescas

Ahora que los copiosos residentes de la gran mole limeña, empezamos a “reconocernos” como habitantes del desierto, en medio de los análisis de los especialistas  y   de los cada vez más  oscuros presagios referentes al agua dulce también se nos va haciendo evidentes  las muestras del cambio climático, a nivel mundial, y  las ineficiencias en el sistema del uso y calidad del recurso hidrico con que  nos abastecemos, a nivel local. Agua  que nace en estas alturas, coronadas por nevados( Rajuntay  con sus 5,430  m, celebrado  en sus practicas por los escaladores de montaña, es uno de ellos), lagunas de aguas turquesas, ocultos bosques de queuñas, enhiestos rodales de  puyas y pastizales de ichu, arriba de los 4,000 m; por lo cual seria prudente que empezáramos a mirar mejor nuestra vital  relación con estas espectaculares montañas que  forman parte  de los departamentos de Lima y Junín. Al respecto y como parte de las reflexiones en el Día Interamericano del Agua (1er sábado de Octubre), SEDAPAL recuerda que “el agua no abunda en Lima. Nuestra ciudad está ubicada en una zona desértica donde la principal fuente de agua es el río Rímac, cuyo caudal natural es insuficiente para abastecer a los cerca de 8 millones de habitantes. No debemos olvidar – añaden- que en nuestro país, al igual que muchos en el mundo, las poblaciones no se ubican en concordancia con las fuentes naturales de agua.

Escenario silvestre

Vista del espectacular Cañón de Santa Eulalia, cerca al poblado de Huachupampa

La ruta prácticamente se inicia a través de un desvió a la altura del Km. 39 de la carretera central  en la localidad de Chosica  y que luego trepara paralelo a la vertiente de los ríos Santa Eulalia – principal tributario del Rimac-, Maccachaca y Pallca, hasta la zona de los  bofedales de Milloc, Marcapomacocha, Antajasha y Ticlio Bajo. La distancia hasta el  tramo final  a la altura de Casapalca es de unos 100 Km. Lugar donde nos volvemos a encontrar con  la carretera central y podemos iniciar el viaje  de   retorno hacia Lima o continuamos hacia  el centro del país. Esta originaria formación de nuestro territorio, representa también un potencial espacio de aprovechamiento sostenible en forma inmediata a través  del ecoturismo,  por su especial diversidad biológica, belleza escénica  de sus altas  montañas  y cercanía a la capital del Perú. En la visita al área que puede durar un par de días, también se cuenta con servicios básicos de hospedaje y alimentación en algunas comunidades  establecidas en la cuenca entre los 3,000 m., como el pueblo de  san Pedro de  Casta con su famoso y enigmático bosque de  piedras de Marcahuasi, así como el acogedor y hermoso poblado de Huachupampa  con su recientemente estrenado hotel y especular mirador de cóndores, entre otros; lo cual hace posible desarrollar diversas practicas u ofertas turísticas: vivencial, caminatas, místico, arqueológico etc., siendo el turismo  hacia la observación de aves o birdwatching el que atrae cada vez con mayor constancia a grupos extranjeros de varias agencias de turismo especializado. En una reciente publicación de  Promperu ”Peru  el Verdadero Paraíso de las Aves” se muestra fehacientemente, que esta zona forma parte del importante Circuito Central que va desde Lima, surca los cuerpos de agua altoandinos como los de Milloc y  Junín  y crestas  de las montañas, para descender luego hasta  las selvas de Huanuco y Tingo Maria. Todo un  variado paraíso al alcance de la mano.

Urgente gestión

Una de las lagunas de Milloq

En el área se encuentran pequeños poblados, que utilizan zonas apropiadas para  la actividad de  la agricultura y ganadería en pequeña escala. Otra parte de estos suelos es de uso  para la actividad minera que extrae básicamente cobre y zinc. También el escurrimiento superficial de la cuenca se utiliza para el represamiento  de   las aguas para la producción de energía en varias centrales hidroeléctricas. La Principalamenaza que  soporta el área es la alteración  irreversible  de sus frágiles  zonas de vida debido a algunas irresponsables practicas mineras, que contaminan las  aguas – que luego utilizaremos –  y tierras. También tienen su parte en este asunto, la extracción destructiva de  los recursos naturales  como la tierra vegetal de  los estratégicos bofedales para venderlo como fertilizantes en Lima,el avance de la deforestación de los bosques de Queñua, producidos básicamente por el desconocimiento de los valores naturales del área. Para lograr su mantenimiento biológico, así como sus valores ambientales, es también necesario – como explican los especialistas -,  que se tenga otra percepción sobre el manejo de nuestros recursos (de forma sostenible y equitativa), tomándose en cuenta la participación directa  de las comunidades locales en estas gestiones. Y que también involucra directamente a quienes vivimos de cara al mar. Mientras tanto, los cóndores seguirán ubicando sus estratégicos dormideros y anidando en lo alto de inaccesibles acantilados, donde  los primeros rayos de sol tocaran sus plumas diariamente, mucho antes de alumbrar a estos andes  limeños, el río y su rumor fresco del amanecer.

Datos

White-cheecked Cotinga Foto Alejandro Tello

Cotinga de mejilla blanca Zaratornis stresemanni

Antonio Brack refiere que  en 1870 se empezó a construir el proyecto más ambicioso de la cuenca del pacifico: unir la sierra con la capital a través del ferrocarril para el traslado de los minerales. Para lograr esto se talaron muchos miles de árboles de la cuenca del rió Rimac, fue lo mas terrible que paso a lo largo de los 18 años aproximadamente que duraron las trabajos, transformándose  drásticamente parte del paisaje de esta región. Habría que conservar –añade- los actuales ecosistemas existentes en la región y  reforestar los bosques. Diversas evaluaciones han demostrado una significativa biodiversidad existente entre los variados hábitat de esta zona, que forma parte a la vez, de los andes tropicales, la región mas rica y diversa del mundo biológicamente hablando. Destacando las aves, con más de 120 especies y, como agrega el biólogo Gunnar Engblom director de la Red Ornitológica Incaspiza “es increíble como una buena parte de esta fauna esta conformada por especies endémicas (propias y exclusivas de nuestro país)  y también  en serio riesgo, según la actual categorización de especies amenazadas en el Perú” (D.S. 034-2004 AG ). Lo que hace  también de esta zona altoandina una de las  Áreas Importantes para la Conservación de las Aves IBAs (BirdLife International), y  prioritaria para iniciar procesos de conservación y manejo.

Sparkling Violetear Foto Alejandro Tello

Entre algunos de los habitantes silvestres que posee esta zona  y que son exclusivos del Perú o están en la lista de especies amenazadas se encuentran:

Cóndor andino Vultur gryphus (EN) Actualmente hay  mucho desconocimiento sobre las condiciones y poblaciones reales de esta emblemáticas ave andina, se sabe que sus anteriores campos de migración en la costa han sido impactados  y que solo quedan unos pocos refugios en el litoral. En esta zona se han registrado grupos o colonias  de más  de 20 cóndores.

Chorlito  cordillerano Phegornis mitchellii (NT) Este pequeño y casi mítico  chorlito, vive  entre los bofedales  o nacientes de agua, se distribuye  únicamente en pequeños habitát de la puna de Perú, Argentina y  Chile. Su singular colorido  y preferencia por vivir a gran altura sobre el nivel del mar lo diferencia de sus otros parientes.

Cinclodes ventriblanco Cinclodes palliatus (CR) Ave gregaria e inconfundible por su parte inferior completamente blanca, mide unos 23 cm. Su población global, una de la que están críticamente más amenazadas, se calcula en no más de 200 individuos (UICN, 2004), distribuidos únicamente entre nuestros altos andes de Lima, Junín y Huancavelica.

Cotinga cachetiblanco Zaratornis stresemanni (NT) Especializado a los bosques de Queuña, Polylepis sp. de los que  depende  todo su ciclo vital.  Se alimenta básicamente de frutos y se distribuye únicamente en el Perú, entre los  departamentos de Lima y Ancash y entre los 2500 y 3300 m de altura.

Fringilo inca grande Incaspiza pulcra (VU) Todos los integrantes de este genero (5 especies) viven exclusivamente en el Perú. Esta especie que es del tamaño de un gorrión  se distribuye desde Cajamarca hasta Lima sobre los 2000 m. Su Hábitat constituye la zona de matorrales enanos  y cactaceas característicos de las vertientes andinas, donde se alimenta de pequeñas semillas.

Monterita pechirufo Poospiza rubecula (EN) Esta bella ave y también poco conocida (todo un reto para los observadores de aves) se le suele observar esporádicamente, cuando realiza sus traslados estaciónales, sobre los zonas de vegetación arbustiva, vive únicamente entre algunos bosques y montes andinos de nuestros país, sobre los 2 000 m. (CR) en peligro critico  (EN) en peligro (VU) vulnerable (NT) casi amenazado

Top Photo: Condor Andino de Alejandro Tello.

{ 5 comments… read them below or add one }

1 Jhonny Guzmán septiembre 22, 2011 a las 20:41

Excelente trabajo, he tenido la oportunidad de viajar más de una vez al cañón de Santa Eulalia y disfrutar del estupendo paisaje y el majestuoso vuelo del cóndor andino, ave que me ha inspirado para la tesis que estoy realizando… tan cerca y poco conocido, una oportunidad para el turismo en el lugar…
buenas fotos!

saludos

Responder

2 AlejandroTello septiembre 26, 2011 a las 14:28

Gracias Jhonny por tu comentario. La zona del Cañón de Santa Eulalia, así como las nacientes del rió, arriba en los bofedales de Milloq y lagunas, son estratégicas reservas de agua que se vierten en el contaminado Rió Rimac, para desintoxicarlo un poco. Por ello también es necesario que se empiece a ver mejor las relación vital que tenemos, los que vivimos en la capital, con esta parte de los andes. No son nuestros simples patios traseros…
Alejandro

Responder

3 José Manuel octubre 4, 2011 a las 13:02

El cañón y valle alto de Sta Eulalia es increíble sin duda, pero también se pueden avistar estas aves en montañas más cercanas a Lima. Sé de avistaciones en Callahuanca (Camino a Otao), Antioquía (por el antiguo qapaq ñan) o incluso Cieneguilla (Cerro Señal perdida). Saludos.

Responder

4 Hugo octubre 27, 2011 a las 1:08

Lo felciito por dar a conocer la variedad de aves en la sierra de Lima, Huarochiri-Zona Norte, y en donde poder admirar el majestuoso vuelo del condor, tan cerca de la capital sin necesidad de viajar hasta el Cañon del Colca. He tenido la oportuidad de visitar el Distrito de Huachupampa, a tres horas de Lima, donde he apreciado el vuelo del Condor desde un mirador ubicado en el lugar denomidado Punkayan del Distrito de Huachupampa, donde tuve la oportunidad de observar un nido de Condor y hasta 10 condores de distintos tamaños sobrevolando el area, algo maravilloso!!!

Responder

5 Les Films en Vrac septiembre 15, 2014 a las 7:00

Hello

For a sries we are producing for ARTE ( french German TV), we are trying to get in touch with specialists who could help us finding a good location to film condors in Perou.
I woudl be glad to give you more details in a mail.
Could you help us?
Best regards
Judith

Responder

Leave a Comment

Previous post:

Next post: